01 (782) 823 78 76 y 125 4108 Poza Rica Ver.

CON LA TRANQUILIDAD QUE LE DA NUESTRA EXPERIENCIA

Manejo a la defensiva

Manejo a la defensiva
EVITA ACCIDENTES CON EL MANEJO A LA DEFENSIVA

Sabemos que la actividad de conducir un automóvil va más allá de simplemente ser un medio de transporte, sino que también es una actividad que genera una gran satisfacción para la mayoría de las personas que conducen, tanto para los amantes de los automóviles como para los que no.

Desafortunadamente, los automóviles están al alcance de cualquier persona así como los respectivos permisos o licencias para conducir, sin que esto signifique que todas aquellas personas cuentan con la suficiente educación vial y preparación para conducir con eficiencia y total seguridad el vehículo.

Consecuencia de lo anterior y aunado a la naturaleza imperfecta del ser humano, múltiples accidentes automovilísticos se producen día con día en todas las ciudades, poniendo en riesgo no solo el vehículo sino también la integridad física de aquellas personas que lo abordan.

Existen diversas precauciones a tener en cuenta a la hora de conducir un automóvil que pueden reducir significativamente la probabilidad de sufrir accidentes. Una de ellas es practicar técnicas de conducción a la defensiva, la cual consiste en estar alerta y preparado suponiendo que los demás conductores van a cometer acciones indebidas o incorrectas, mismas que podrían provocar accidentes.

Algunos consejos y técnicas para conducir a la defensiva son:
  • Conducir con ambas manos en el volante siempre que sea posible, ubicándolas en posición 10:00 y 2:00, evitando distracciones innecesarias como hablar por teléfono.
  • Mantener la vista en constante movimiento entre los puntos relevantes: la carretera a través de los espejos retrovisores y el parabrisas frontal, teniendo noción de lo que ocurre en el entorno del automóvil logrando prevenir situaciones de riesgo.
  • Evitar conducir en momentos de estrés, irritación, adrenalina, cansancio y por supuesto bajo la influencia de bebidas alcohólicas y/o drogas.
  • Conducir a una velocidad similar a la del resto de los conductores, no solo se debe evitar ir demasiado rápido, sino también demasiado lento.
  • Aplicar la regla de los 2 segundos en carreteras con demasiado flujo vehicular, la cual consiste en elegir un punto de referencia en la carretera y contar cuantos segundos tardas en llegar a el inmediatamente después de que el automóvil que va delante de ti lo haya superado, si contaste menos de 2 segundos significa que vas muy cerca y debes bajar la velocidad. Esta técnica te ayudará a evitar chocar en caso de un freno repentino del vehículo que va delante de ti, dándote mayor margen de maniobra.
  • Mantenerte siempre visible para los otros conductores evitando conducir en su punto ciego, así como utilizar debidamente todos los señalamientos necesarios para indicar que darás vuelta o frenarás, para lo cual es importante dar mantenimiento a las luces y faros de tu automóvil.
  • Condiciona tu velocidad y distancia según las condiciones climáticas, por ejemplo en condiciones de lluvia las llantas pierden agarre y capacidad de frenado, por lo cual debes manejar a una velocidad menor a la que acostumbras y dar un mayor margen al automóvil de enfrente.

Estos son solo algunos consejos y técnicas que están al alcance de tus manos, te invitamos también a que lleves a revisión y mantenimiento periódico a tu automóvil durante todo el año, recuerda que no debes escatimar esfuerzos a la hora de garantizar tu seguridad y la de tus acompañantes.